EL ORIGEN DEL NOMBRE DE NUESTRA CERVEZA: SAN FRANCISCO

EL ORIGEN DEL NOMBRE DE NUESTRA CERVEZA: 

null

SAN FRANCISCO

En el momento de concebir la idea de fabricar cerveza artesanal, la primera pregunta que se hizo su fundador fue la elección del nombre de la cerveza a producir.

Después de varias posibilidades, se optó finalmente por rendir tributo a la orden franciscana por su contribución a la cultura cervecera en tantos y tantos siglos. El nombre elegido, el de SAN FRANCISCO, es además usado para denominar un coctel, que originariamente era sólo sin alcohol. Este coctel data del año 1971.

Dice la leyenda urbana que en la ciudad de SAN FRANCISCO (fundada con colonos españoles en el año 1776), el dueño de un pub se encontró dormido a su barman una mañana, después de una tremenda borrachera. El empleado al ser zarandeado por su jefe, despertó y dio como pretexto para tal estancia nocturna en el bar que: “estaba esperando al amanecer para ver los colores del cielo y crear un cóctel que se asemejara a dicho momento”. El barman observado por su jefe, súbitamente tomó un vaso tipo longdrink (vaso de tubo), cogió varios ingredientes, básicamente azucarados, y de forma improvisada los mezcló y dijo: “ves, tiene un color estupendo  igual que el amanecer. Le vamos a llamar SAN FRANCISCO en honor a nuestra ciudad”.

Pues bien, el nombre de SAN FRANCISCO lo queremos reivindicar como un nombre de CERVEZA, porque a lo largo de los siglos la orden franciscana (en honor de San Francisco de Asís),  tradicionalmente siempre ha elaborado cerveza y que tengamos noticia nunca han elaborado cóctel alguno.

Este famoso cóctel se podría haber llamado perfectamente: AMANECER, o  SUNRISE (en inglés). Esta denominación hubiera sido la más idónea sin duda alguna. Al denominarse de forma improvisada, al igual que su receta, el barman la denominó “SAN FRANCISCO” por ser el primer nombre que se le ocurrió.

Volver en el tiempo, ahora creemos que es imposible. De ser posible, nos gustaría enviarle al susodicho barman (creador del afamado cóctel) una carta, explicándole que SAN FRANCISCO sería el nombre de una cerveza a partir del año 2014. Además, le diríamos en esa carta que sería una cerveza española, como españoles fueron los colonos fundadores de su ciudad (SAN FRANCISCO) y que tuviera muy presente que AMANECER sería un nombre estupendo para tal estupenda y meritoria e improvisada creación de un cóctel.